V Congreso Internacional de Cooperadores de los Heraldos del Evangelio

by

V Congreso Internacional de Cooperadores de los Heraldos del Evangelio

São Paulo, Brasil (TV Arautos).- Durante los días 25, 26 y 27 de julio se realizó el V Congreso Internacional de Cooperadores de los Heraldos del Evangelio, que contó con la participación de delegaciones provenientes de 23 países.

Con la solemne coronación de la imagen del Inmaculado Corazón de María, se dio apertura al congreso. Posteriormente se realizó la celebración eucarística presidida por el Padre João Clá, que fuera acompañado por el R. P. Bruno Esposito, OP Vicerector de la Pontificia Universidad Santo Tomás de Aquino (Angelicum), de Roma.

Los 800 participantes tuvieron la oportunidad de profundizar la temática relacionada con los novíssimos del hombre (muerte, juicio, infierno y paraiso). Los círculos de reflexión y representaciones teatrales mostraron como es beneficioso tomar conocimiento de tan importante temática. Además, estas reflexiones y meditaciones, sirvieron para comprender que hay un fundamental punto de referencia en la conducta, y que se encuentra en las Sagradas Escrituras: “En todas tu obras, recuérdate de tus novíssimos, y no pecarás eternamente“. (Eclesiástico 7, 40).

Todas las exposiciones fueron ilustradas por representaciones teatrales. Así, por ejemplo, en la encenación de la muerte y juicio se representó la historia de Santa María Goretti y de su amiga Micalela. Mientras María Goretti era una niña bondadosa, despretensiosa, siempre preoucupada por hacer el bien a los demás aunque privándose de su propio sustento, Micaela era una niña caprichosa, vanidosa, siempre imponiéndo su voluntad a sus padres, que eran obligados a atender sus caprichos aunque ellos mismos eran personas de pocos recursos. Micaela al final decide abandonar su familia y probar fortuna en el mundo. Pero en el camino, sufre una caída y se despeña por un precipicio, muriendo en el acto. María Goretti, muere martir de la castidad, como es sabido. El Juicio de Micaela es representado como una gran balanza y su Ángel de la Guardia recordaba las gracias recibidas, mientras el demonio le iba diciendo los pecados cometidos. Al final, la balanza se inclina del lado del demonio y una voz grave y fuerte dicta la sentencia final. Mientras que en el caso de María Goretti, su vida fue tan intachable que ni siquiera se permie la entrada del demonio. La misma voz grave y fuerte dicta la sentencia de los bienaventurados: “Venid bendita de mi Padre…”

Después de las reuniones y encenaciones teatrales se organizaron animados círculos de estudio con todos los participantes, donde eran debatidas el tema de la reunión anterior.

Fueron también impuestas las capas de terciarios por el P. General y fundador de los Heraldos del Evangelio, D. João Clá Dias, a cerca de 80 candidatos de todas las delegaciones presentes.

La delegación española fue compuesta de 13 cooperadores. Nuestra entrañable cooperadora, Carmen Sierra, de Gandía, recibió la capa de cooperadora de los Heraldos del Evangelio en esta ocasión.

Etiquetas: ,

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: