Dos nuevas Sociedades de Vida Apostólica son reconocidas como de Derecho Pontificio

by
El Cardenal Franc Rodé entrega oficialmente a Mons. João Clá Dias los decretos de aprobación pontificia de las dos sociedades de Vida Apostólica

El Cardenal Franc Rodé entrega oficialmente a Mons. João Clá Dias los decretos de aprobación pontificia de las dos sociedades de Vida Apostólica

Ciudad del Vaticano (Miércoles, 05/05/2009, Gaudium PressVirgo Flos Carmeli y Regina Virginum son las dos últimas sociedades de vida apostólica aprobadas por el Vaticano. La confirmación llegó la semana pasada, por decreto promulgado por el Cardenal Franc Rodé, prefecto de la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y de las Sociedades de Vida Apostólica. La aprobación Pontificia fue concedida a ambas sociedades por el Papa Benedicto XVI durante una audiencia especial con el cardenal Rodé el pasado 4 de abril.

Sacerdotes miembros de Virgo Flos Carmeli en la iglesia de Nuestra Señora del Rosario

Las Sociedades de Vida Apostólica, de acuerdo con el Código de Derecho Canónico, son asociaciones de hombres o mujeres que viven en comunidad, que habitan en la misma casa – llevando una vida “fraterna común” – y buscan “alcanzar la perfección de la caridad”. Los miembros de estas sociedades tienen una forma de vida propia reconocida y no emiten los votos religiosos tradicionales, de pobreza, castidad y obediencia. La Congregación de la Misión y las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl son dos Sociedades de Vida Apostólica muy conocidas.

Derivados de los Heraldos del Evangelio y compartiendo los mismos valores, las dos nuevas sociedades de vida apostólica tienen características, sin embargo, diferentes. Mientras que Virgo Flos Carmeli – “Virgen flor del Carmelo” en castellano, – se caracteriza por ser una sociedad clerical, es decir, está formada principalmente por sacerdotes, la sociedad de vida apostólica Regina Virginum – “Reina de las Virgenes” – es femenina.

Según el decreto del Vaticano, Virgo Flos Carmeliproviene de una amorosa  y perseverante catequesis sobre la Iglesia y el Romano Pontífice, bien como de la importancia de la sacralización, en toda la extensión posible, de los valores de la vida temporal.

Aún según el decreto, la sociedad se caracteriza por la defensa de la ortodoxia, la pureza de costumbres y el espíritu de la jerarquía “bien como por el esfuerzo para reactivar en todos los hombres la distinción entre el bien y el mal (…)“.

Facsímil del Decreto de Aprobación de la S.V.A Virgo Flos Carmeli

Facsímil del Decreto de Aprobación de la S.V.A Virgo Flos Carmeli

Se lee además en el decreto de aprobación que Virgo Flos Carmeli surge como “verdadera nova militia Christi en razón de la disciplina de vida de los hermanos, de su elevado espíritu de fe en el triunfo de la Santa Iglesia, con base en la entera entrega a Jesús Eucarístico a través de la maternal intercesión de la Santísima Virgen María, devociones ardorosas y fundamentales, a las cuales se agrega una profunda sumisión al Romano Pontífice y a la Jerarquía.”

Virgo Flos Carmeli fue fundada por Monseñor João Scognamiglio Clá Dias, EP, fundador y presidente de los Heraldos del Evangelio, y fue erigida por el entonces obispo diocesano de Avezzano, Italia, don Lucio Angelo Maria Renna, el 15 de junio de 2006. El desarrollo de los Heraldos del Evangelio, actualmente actuando en unos 70 países, dio lugar a la formación de la rama sacerdotal y a la posterior constitución de la Sociedad Clerical.

Más tarde, Don José María Pinheiro, Obispo diocesano de Bragança Paulista (estado de Sao Paulo, Brasil), donde se encuentra ahora la Casa Generalícia de la Sociedad, solicitó al Papa la aprobación pontificia de Virgo Flos Carmeli.

Una nueva realidad eclesial: la Sociedad de Vida Apostólica Regina Virginum

La Sociedad de Vida Apostólica Regina Virginum

Regina Virginum, a su vez, tuvo su aprobación firmada el día 26 de abril. Según el decreto vaticano, la Sociedad de Vida Apostólica de Derecho Pontificio, también fundada por Monseñor João Clá Dias, “nace como una expresión del carisma de los Heraldos del Evangelio, aplicada a las necesidades específicas de la vida femenina, comprometiéndose de modo particular en expresar sus características propia en el mundo secularizado “.

Esta sociedad conserva en su carisma las mismas características anteriormente descritas y específicas a la Sociedad Clerical de Vida Apostólica de Derecho Pontificio Virgo Flos Carmeli.

En nuestra época, en que se siente en muchas regiones la imperante falta de vocaciones sacerdotales y religiosas dedicadas a la nueva evangelización, constituye motivo de esperanza al desarrollo de tantos otros nuevos movimientos suscitados por el Espíritu Santo, en el medio de los cuales florecen también numerosas vocaciones de vida consagrada.

Etiquetas: , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: