Y cantará ahora en el Cielo las Jotas a la Virgen del Pilar…

by
Antonio Javier Burgos Aranda

Javier Burgos Aranda

Cuando las manecillas del reloj se acercaban a marcar la hora del Ángelus vespertino del  sábado 5 de febrero último, el corazón generoso, ardoroso y vigoroso de D. Javier Burgos Aranda paraba para siempre. Excelente comunicador, supo trasmitir a todos aquellos que le conocimos su amor a Nuestra Señora y a Dios Nuestro Señor. Nacido en Játiva (Valencia),  sin embargo pasó la mayor parte de su infancia y juventud en Zaragoza. Amaba ardorosamente a la Virgen del Pilar  y dotado de una excelente voz cantaba de modo impecable Jotas en su honor.

Javier Burgos, durante la peregrinación a Ademúz en el jubileo de San Pablo

Y quiso Ella que, con tan solo 36 años, y cuando nadie lo imaginaría Javier partiese repentinamente para la Eternidad, un Primer Sábado de mes. El, había practicado la devoción que en Fátima la Madre de Dios propuso a los hombres en reparación a las ofensas que se comenten contra su Inmaculado Corazón, y la había difundido en muchos ambientes.

Desde muy joven se entregó con pasión al apostolado desde el carisma de los Heraldos del Evangelio. Estuvo en Estados Unidos y en Brasil y allí entregó su alma a Dios.

Javier Burgos Aranda

Javier Burgos, a la derecha, en la Peregrinación a Lourdes, octubre 2008

Colaboró con eficacia en la Asociación Cultural Salvadme Reina de Fátima, perteneció y dirigió el Coro de los Heraldos del Evangelio de España, colaboró en programas de Radio María España, fue catequista en parroquias de Toledo y miembro del Consejo Diocesano de Laicos de la Archidiócesis Primada. Amaba la Liturgia y gustaba de que ésta tuviese el mayor esplendor, para lo que prestaba su voz animando Eucaristías en diversas parroquias.

Colaboró también activamente en el apostolado de los Heraldos del Evangelio junto a las familias y cooperadores (“terciarios”). Participó en charlas, encuentros, peregrinaciones y un sin número de viajes, especialmente por Valencia y el Levante. Todos nuestros terciarios y simpatizantes lo recordarán por su simpatía, su buen humor; él era tremendamente comunicativo.

Los últimos años residió en Sao Paulo, Brasil donde colaboraba con la edición la TV-Arautos en español (http://es.tv.arautos.org).La Misa in corpore insepulto se celebró en la sede del “Apostolado del Oratorio” en Sao Paulo antes de partir a Zaragoza donde será enterrado y que fue concelebrada por cuatro sacerdotes de los Heraldos del Evangelio, dos de los cuales son españoles, el P. Pablo Werner, E.P. y el P. Santiago Canals, E.P. En la misa se rezaron las oraciones de exequias.

Como bien expresará un ilustre Purpurado español al tomar conocimiento de su fallecimiento: “ahora le cantará directamente a la Virgen en el Cielo”.

D. Javier Burgos (izq) en nuestra sede de Camarenilla (Toledo) durante la visita del Emmo. Card. D. Francisco Álvarez Martínez en febrero de 2002

!Descanse en Paz!.

2 comentarios to “Y cantará ahora en el Cielo las Jotas a la Virgen del Pilar…”

  1. jesús manuel Says:

    javier eras mi hermano

  2. Margot Rodríguez Silva Says:

    Salve María:

    Ha sido para nuestra familia una triste noticia, la muerte de Don Javier Burgos. Y sin duda una oportunidad para poder encararnos con la única realidad que todos viviremos, la muerte.

    Nuestro amor por Dios vuelve a ser probado por otro sacrificio y otra vez queda demostrado su inmenso amor por nosotros. Este hecho nos hace sentir pequeños, porque nos obliga a admitir que nuestro amor por Dios, siendo aún pequeño, puede y tiene que crecer. Este mundo aparentemente tan grande y que parece tan permanente se vence ante la realidad cierta de que sólo permanecemos en Dios, que solo Dios es inmutable, solo Dios es grande.

    Don Javier a vivido dignamente. Una vida escogida por Dios para contar su amor por nosotros y un alma dotada del talento para cantar sus alabanzas. A muerto solo a esta pequeña apariencia de la Verdad que es la vida. Su alma vacía ya de este mundo, deja espacio para ser sola de Dios e incluso la muerte se convierte para él en el precioso momento en que aquel que ama y que es amado, se encuentran definitivamente.

    Javier, que nuestra Madre la Virgen María, que tan fielmente te guió en esta vida, te lleve de la mano ahora a ese encuentro cara a cara con el Amor y que en sus brazos descanse tu alma eternamente.

    Con nuestro afectuoso afecto a todos los Heraldos del Evangelio.

    Margot y Manuel.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: